Dios nos ha creado por su misericordia

El propósito de la vida es entender que Allah está por encima de Su creación en la medida en que no depende de ninguna forma de ella. Nos ha creado por su misericordia.

¿Por qué Allah nos ordena adorarlo?

Allah es todopoderoso y no necesita nuestra adoración. Entonces, ¿por qué nos ordena que le adoremos? La respuesta es muy simple si entendemos correctamente la naturaleza de Allah.

El Islam tiene la mejor comprensión de la naturaleza de Allah y le atribuye lo más apropiado y respetuoso. El Corán responde de manera definitiva a la pregunta: “¿Por qué estamos aquí? ¿Cuál es el propósito de la vida?”.

Y no he creado a los genios y a los hombres sino para que Me adoren.

Corán 51:56

Allah es autosuficiente y tiene Ángeles que lo adoran constantemente. Entonces ¿por qué el mandato a los humanos y a los genios de adorarlo? Decir que Allah no necesita nada de nosotros pero nos ordena adorarle, no es una contradicción.

Los musulmanes, entendemos que Allah está muy por encima de Su creación en la medida en que no depende de ninguna parte de ella. En pocas palabras, nos ha creado por Su misericordia.

Ordenes y prohibiciones

¿Por qué Allah ordena ciertas cosas y prohibe otras? No es Allah quien se beneficia de los mandatos que nos da, somos nostros los que nos beneficiamos.

Por ejemplo, si Allah nos ordena que nos abstengamos de comer carne de cerdo, sangre y animales muertos, o si prohíbe beber alcohol, no es Allah quien se beneficia de esto si obedecemos, ni se perjudica si desobedecemos. Somos nosotros los que sufrimos por desobedecerle y somos los que nos beneficiamos de obedecerle.

Esto se aplica a todo lo que Allah nos ordena que hagamos y a todo lo que Él nos ordena evitar.

Un Hadiz Qudsi

En un Hadiz qudsi (revelación de Allah expresada en las palabras del Profeta Muhammad), leemos lo siguiente:

El Mensajero de Allah (la paz sea con él) dijo una vez que Allah, el Exaltado y Glorioso, dijo:

“Oh siervos Míos, he hecho que la opresión sea ilícita para Mí e ilícita para vosotros, así que no se opriman unos a otros.

Oh, siervos Míos, todos vosotros estáis expuestos a errar excepto a quienes Yo guío por el camino correcto, así que busquen de Mí la guía correcta para que Yo os dirija por el camino recto.

Oh siervos Míos, todos vosotros tenéis hambre y estáis necesitados, excepto a quienes Yo alimento, así que pidan de Mí alimento para que Yo os pueda alimentar.

Oh siervos míos, todos estáis desnudos, excepto a quienes yo proporciono vestiduras, así que pídanme ropa para que yo los vista.

Oh siervos Míos, cometéis errores día y noche y Yo estoy aquí para perdonar vuestras faltas, así que pidan perdón de Mí para que Yo os perdone.

Oh mis siervos, no podéis hacerme ningún mal ni ningún bien.

Oh siervos Míos, incluso si el primero en vuestra creación y el último en vuestra creación, incluida toda la raza humana y la de los Genios, se volvieran conscientes de Dios como el corazón de la persona más consciente de Dios entre vosotros, eso no agregaría nada a Mi poder. 

Oh siervos Míos, incluso si el primero en vuestra creación y el último en vuestra creación, incluida toda la raza humana y la de los Genios se volvieran los más malvados como el corazón de una sola persona, eso no arrebataría nada de mi poder.

Oh siervos Míos, incluso si el primero en vuestra creación y el último en vuestra creación, incluida toda la raza humana y la de los Genios estuvierais todos en un mismo lugar y Me pidiérais y os diera a cada persona lo que pide, esto no me causaría más pérdida más que la que pierde en el océano al sumergir una aguja en él.

Oh, siervos míos, solo tengo en cuenta vuestras obras y las recompensaré, así que el que halle el bien que alabe a Allah; y el que encuentre algo que no sea eso, que no culpe a nadie más que a sí mismo.

Muslim

Allah prohíbe lo que es dañino y nos ordena lo que es beneficioso

Si estudiamos las prohibiciones de cerca y usamos la ciencia disponible, es fácil ver que las acciones y las cosas que el Islam prohíbe son claramente dañinas. Allah prohíbe lo que es dañino y nos ordena lo que es beneficioso. Esta es la verdadera misericordia.

Si Allah no fuera misericordioso y solo tuviera la intención de servirse a sí mismo, encontraríamos algunos mandatos que serían beneficiosos solo para Él y perjudiciales para nosotros. No encontramos tales mandatos en ninguna parte del Corán ni en nada que nos haya ordenado el Profeta Muhammad.

Esos que siguen al Mensajero, el Profeta iletrado, al que encuentran descrito en la Torá y en el Inyil, y que les ordena lo reconocido y les prohíbe lo reprobable, les hace lícitas las cosas buenas e ilícitas las malas y los libera de las cargas y de las cadenas que pesaban sobre ellos. Y aquéllos que creen en él, le honran, le ayudan y siguen la luz que fue descendida con él; ésos son los afortunados.

Corán, 7:157

Allah, el Más Exaltado

Cuando se dice que Allah se enfurece con palabras o pensamientos blasfemos, se corre el riesgo de atribuir a Allah lo que no es verdad. Le gustan y le disgustan cosas diferentes, e incluso puede enojarse, pero decir que se enfurece, que no es una descripción que se encuentra en ninguna parte del Corán, es decir que  hasta cierto punto pierde el control o que no se comporta de una manera que no es apropiada del Creador de todas las cosas.

Allah está muy por encima de este tipo de carácter. Él es indulgente y misericordioso. Enfurecerse, como se dice, sería decir que alguien podría afectarlo negativamente, y eso es imposible.

No hace falta decir que nosotros, como musulmanes, no creemos que Allah sea un mero pensamiento inventado por nuestra imaginación. Las mentes tienen capacidades limitadas. Si esa idea de que Allah es un pensamiento fuera cierta, encontraríamos muchas contradicciones y defectos en lo que le atribuimos, ya que sería simplemente una invención de nuestras propias mentes. Me atrevería a decir que si Allah fuera simplemente un concepto de la mente, estaríamos negando nuestra propia existencia.

¿Surgió el Universo surgió por sí mismo?

Si asumimos, por un momento, que todo en el universo surgió por sí mismo, y que toda la vida vegetal y animal, bacterias, hongos, etc., evolucionó a partir de un organismo unicelular, ¿qué fue lo que causó que esa primera célula tomara forma, cobrara vida y luego se reprodujera? ¿Cómo sabría ese organismo que necesita dividirse en dos partes separadas y multiplicarse?

Eso implicaría un nivel de inteligencia y voluntad de sobrevivir y continuar con su especie. ¿Es razonable esperar que una ameba posea ese nivel de inteligencia por sí sola sin ayuda externa? ¿Cuáles son las probabilidades de que eso suceda? Yo diría cero.

¿Cuál es esa “fuerza vital” que puso todo en movimiento en primer lugar?

Allah nos creó por Su misericordia

Allah nos creó por Su misericordia. Él creó el bien y el mal y nos dio la capacidad de elegir entre el bien y el mal, sabiendo muy bien que algunos de nosotros elegiríamos lo que es dañino para nosotros y otros seguirían Su guía. Él nos recompensará por elegir el bien y seguir Su guía y nos castigará por hacernos daño al elegir el mal. 

Parte de esta guía implica reconocer todas las increíbles bendiciones que Él ha creado junto con nosotros, permitiéndonos llevar una vida beneficiosa.

A Él le piden todos los que están en los cielos y en la tierra.

Cada día, Él está en algún asunto.

Corán, 55:29

Eternidad en el paraíso

Él nos ha dado todo lo que necesitamos para sostener esta vida, pero lo más importante es que nos ha mostrado el camino para lograr algo aún más increíble, la oportunidad de vivir en la eternidad en el Paraíso en Su gloriosa presencia.

Para lograr esto, es absolutamente necesario permanecer en estrecho contacto con Él de manera regular tanto como podamos, y si es posible, en todo momento del día y de la noche. De ahí la necesidad de la oración y la piedad. Nos hacemos un flaco favor si desaprovechamos esta oportunidad.

Este es un artículo del archivo de aboutislam.net, puedes leer la versión original en inglés aquí.

About Waleed Najmeddine
Waleed Ahmed Najmeddine is a Canadian born Muslim and public school administrator. He is an active member of the Muslim community and enjoys educating Muslims and non-Muslims about Islam. He currently holds a Master of Education degree in leadership and school improvement.