¿Cómo aumentar la fe, Iman?

Nuestra fe o creencia no está siempre igual. A veces es más fuerte y otras más débil. ¿Qué podemos hacer para aumentar la fe, para fortalecerla, cuando nos encontramos débiles?

Lo primero hemos de despertar nuestra conciencia a la grandeza Allah para que darnos cuenta de cuán grande y sublime es a quién estámos desobedeciendo y abandonando.

No hemos de mirar lo pequeña que puede ser nuestra falta sino lo grandioso que es a quien estamos desobedeciendo.

Hemos de leer, recitar, estudiar y reflexionar sobre el Corán. Hemos de buscar los círculos de conocimiento y participar en ellos.

Hemos de hacer pequeñas buenas obras y no desperdiciar ninguna buena acción hacia el prójimo, por pequeña que parezca.

Aumentar la fe es algo que está relacionado con lo hacemos, pero también con lo que pensamos.

Nuestra vida no es eterna

Hemos de recordar que nuestra vida no es eterna y que un día tendremos que enfrentar la muerte. Y, por lo tanto, habrá un juicio a nuestras acciones.

Piensa en el camino que tendremos que recorrer si queremos entrar al paraíso

Juzguemonos a nosotros mismo al terminar cada día, antes de que seamos juzgado un día en el que no podremos hacer nada por cambiar nuestra situación.

El recuerdo de la próxima vida y darnos cuenta de que esta vida es pasajera, de que como transeúntes por ella, puede ayudarnos a aumentar la fe.

Este mundo es pasajero

No le des a este mundo más atención que la necesaria. Cumple con tus obligaciones pero no dejes que el materialismo domine tu corazón.

Aprende súplicas para cada situación, para que el recuerdo de Allah esté siempre en tu boca. 

Habla a la gente sobre las bondades del islam, sean musulmanes o no. 

Escoge como amigos a gente religiosa que tenga buen carácter y estén comprometidos con practicar el Islam con forma de vida.

Visita a los enfermos, haz súplicas por ellos y agradece a Allah tu salud. Ten paciencia con las dificultades y siempre orienta tu corazón hacia Allah, esperando sólo de él que soluciona tus proyectos.

Se moderado con las cosas permitidas, no te excedas pues todos los excesos son malos. 

Revisa siempre tu intención antes de empezar cada cosas y haz que sea sinceramente por Allah. Menciona el nombre de Allah antes de cada obra que comienzas. 

Se constante pues el Profeta Muhammad, que la paz sea con él, dijo: 

La acción más amada para Allah es la que es constante y regular, aunque sea pequeña.

Bujari

Esforzarnos por llevar a cabo estas acciones, aunque sean pequeñas, y mantenernos en el recuerdo de Allah, es la mejor forma de aumentar la fe.